Gestión en comunicación: investigación aplicada, extensión y servicios.

Diario de campo.

Posts Tagged ‘periodismo

La seguridad de los periodistas durante las protestas sociales

leave a comment »

Por: Abel SUING arsuing@utpl.edu.ec

De acuerdo al informe 2017 / 2018 de la UNESCO sobre las tendencias mundiales en libertad de expresión, la seguridad de los periodistas es un tema de primordial interés para la paz y la democracia. Buscar y difundir la verdad, develar la corrupción o mostrar los conflictos sociales puede generar represalias, acoso, violencia y, lastimosamente, la muerte. En relación al interés de la UNESCO y de organizaciones de medios respecto a procurar prácticas que brinden seguridades a los periodistas interesa conocer cómo proteger a los profesionales de la comunicación, ésta intención cobra vigencia en las protestas sociales ocurridas en Ecuador entre el 03 al 13 de octubre de 2019.

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) visitó Ecuador entre el 28 y 30 de octubre de 2019 para conocer la situación de los derechos humanos. Luego, en enero de 2020, presentó observaciones entre las cuales señala que “unos 30 periodistas y camarógrafos de medios tradicionales y comunitarios contaron a la Comisión que fueron agredidos por las fuerzas policiales cuando cubrían las protestas y en varios casos se les obligó a destruir material de registro”.

En años anteriores la CIDH señaló que la seguridad de los periodistas es un prerrequisito de la libertad de expresión. La protección a los periodistas no implica anular o restringir el derecho a la protesta social.

Con este antecedente y através del análisis de 15 entrevistas a periodistas de Ecuador, publicadas el 21 de octubre de 2019 en el Diario El Universo, puede concluirse que:

  1. Frente a la violencia ejercida por los manifestantes y la policía queda el compromiso y la vocación por desarrollar trabajos de calidad sustentados en hechos y testimonios que orienten a la comunidad.
  2. Los medios de comunicación mostraron poca sensibilidad y mínimas estructuras de amparo para los comunicadores. Los administradores de los medios de comunicación habrían evitado invertir en equipos de protección. Muy pocos periodistas acudieron con los enseres apropiados a las coberturas. No se apreció voluntad para disminuir los riesgos de los periodistas, pese a ser un compromiso propuesto por la CIDH.
  3. Caló el discurso del Presidente Rafael Correa contra los medios de comunicación social. Muchos ciudadanos y grupos políticos se abanderaron de una supuesta lucha contra la corrupción y las mentiras de los medios, ésta cruzada moralizadora implicó anular a los periodistas.
  4. Llama la atención el reiterado señalamiento de la violencia ejercida tanto por la fuerza pública como por los manifestantes: amenazaron, atacaron, detuvieron a periodistas indefensos, pero más grave son las arremetidas de la policía contra jóvenes y niños.
  5. También debe mencionarse la violencia de los manifestantes. La Confederación de Nacionalidades Indígenas del Ecuador y los movimientos sociales crearon condiciones para la sinrazón.

Los elementos descritos muestran un escenario preocupante, habría polarización, razones enfrentadas entre gobierno y manifestantes que afectan a los periodistas. Sin el compromiso de los gobiernos y las empresas de poco sirven las normas internacionales de protección. La labor de informar con calidad y en pro del bien común se mantiene como vocación de servicio y contribuye de gran manera a la vida democrática.

Cite as

Suing, Abel. (2020, March 6). La seguridad de los periodistas durante las protestas sociales. Zenodo. http://doi.org/10.5281/zenodo.3709360

Written by abelsuing

marzo 13, 2020 at 10:55 am

Periodistas entrevistados. Un ejercicio para evaluar la profesión

leave a comment »

redes-presentacion-libro-dialogos (1)

Por: Abel SUING arsuing@utpl.edu.ec

En la UTPL el 18 de febrero de 2020 se desarrolló un espacio de reflexión entre docentes y periodistas con ocasión de la presentación en Loja del libro “Diálogos encontrados: Academia & Periodismo” escrito por Mauro Cerbino.

El texto editado por el Centro Internacional de Estudios Superiores de Comunicación para América Latina (CIESPAL) en alianza con la Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales, sede Ecuador, como primer título de una serie conmemorativa de los 60 años de CIESPAL, convoca un conjunto de entrevistas realizadas en el programa radial “FLACSO dialoga con el periodismo”.

El cambio, de entrevistadores a entrevistados, permite conocer a las personas, sus motivaciones y trayectorias matizadas por anécdotas, se componen perfiles, pero sobre el lector aborda la historia reciente desde la mirada de quienes abonan a la construcción de la opinión pública.

En más de una ocasión se ha valorado a la libertad de expresión como condición primaria de la democracia y elemento imprescindible para otras libertades, también se han expresado preocupaciones por las restricciones de los medios de comunicación durante la primera etapa de la Ley Orgánica de la Comunicación, sin embargo, han existido pocos espacios para escuchar a los periodistas: ¿qué riesgos viven? ¿perciben presiones políticas o comerciales en su labor? ¿hay censura? ¿qué necesidades educativas tienen? Éstas y otras cuestiones emergen al ingresar en su mundo.

En la amplia oferta de contenidos de los medios de comunicación social de Ecuador son pocos los programas sobre los periodistas, han existido, pero no perduran.

Gissela Dávila, Directora General de CIESPAL en el preámbulo de la obra menciona que

“reflexionar y analizar el periodismo, desde las aristas de quienes ejercen la profesión y desde la academia, es una propuesta que bien vale la pena estudiar y discutir entre comunicadores (…). La obra “Diálogos encontrados: Academia & Periodismo” “es una herramienta que permite un abordaje sociológico, comunicacional y pedagógico al ejercicio del periodismo, horadando las capas de conocimiento y exponiendo las dinámicas que conjugan las visiones propias, formas teóricas, aprendizajes empíricos, con sus principios y máximas ideológicas”.

Por su parte, Hernán Reyes dice que “Diálogos encontrados: Academia & Periodismo” “es una propuesta de plática amistosa sobre la misión y el oficio del periodismo. Dialogar con los periodistas, interactuar con el quehacer y problemas de quienes reportan y cubren noticias, de quienes las interpretan y comentan” es una tarea pendiente en el país y en Loja.

Concluye Reyes manifestando que

“al asumir la academia el provocador e innovativo ejercicio de un periodismo que busca “de-velar” lo opaco del propio periodismo, conduce a un conjunto de reflexiones de innegable valor pedagógico, que emergen no desde la fría teoría sino desde la práctica misma del oficio, mostrando en especial lo que no dice de sí-mismo: sus resquicios, vacilaciones y oscuridades”.

Felicitaciones por la obra que el Prof. Cerbino deja al país, a la vez una invitación a los periodistas de Loja para construir espacios de pensamiento y reivindicación de su trabajo.

Cite as

Suing, Abel. (2020, February 21). Periodistas entrevistados. Un ejercicio para evaluar la profesión. Zenodo. http://doi.org/10.5281/zenodo.3686364

Más sobre la presentación de “Diálogos encontrados: Academia & Periodismo”  en Loja

https://lahora.com.ec/loja/noticia/1102306943/comunicadores-dialogan-sobre-academia-y-periodismo-en-la-utpl

https://noticias.utpl.edu.ec/academia-promueve-reflexiones-entorno-a-la-comunicacion

https://www.cronica.com.ec/informacion/item/26262-presentaron-libro-que-critica-al-periodismo

Written by abelsuing

febrero 24, 2020 at 10:46 pm

Los ciudadanos y el uso de las tecnologías de información

leave a comment »

Por: Abel SUING arsuing@utpl.edu.ec

Hace poco se conmemoró en Ecuador el día del periodista. En varias dependencias, medios y centros educativos ocurrieron homenajes a través de los cuales se expresó la importancia de la profesión para la vida democrática.

Ante la multiplicación de herramientas y tecnologías de la información que brindan, a cada ciudadano, la oportunidad de comunicarse y convertirse en un reportero, han surgido voces de alarma por la difusión de noticias falsas que derivan en malestar, pero sobre todo restan valor a la palabra de las personas. Ocurre que no se confía en el dato, la cifra o la fotografía que algún usuario publica en los medios sociales. Las tecnologías pueden emplearse para edificar, pero también para derribar. Las posibilidades son infinitas.

Así como las empresas de bienes masivos, las redes sociales digitales tratan de enganchar a los consumidores a través de espacios, aparentemente gratuitos, para convertirlos en proveedores de una materia prima de alto valor en la sociedad del conocimiento: los datos.

En un segundo nivel, los ciudadanos han permitido, gracias a la exageración, al abuso, a su egoísmo, que se multipliquen las mentiras, se construyan bulos, en definitiva, que se pierdan posibilidades en la búsqueda de la verdad.

Entonces es necesario rescatar a la institución encargada de validar la información, es decir al medio de comunicación social, pero para su funcionamiento son necesarios recursos y debe recordarse que en una economía de mercado la información se convierte en mercancía, para llegar a ella hay que pagar, y aquellos que no puedan hacerlo quedarán excluidos, serán info pobres.

En definitiva, el estatus quo no habrá cambiado. Hoy la concentración mediática habría crecido. Menos empresas y personas tendrían acceso o poseen medios para comunicarse, y mayores volúmenes de ciudadanos navegan en datos no verificados a través de los cuales construyen fantasías que los condenan a la ignorancia.

La respuesta o parte de ella está en potenciar las competencias mediáticas e informacionales para que las personas puedan discriminar lo verdadero de las falacias y así aportar a mayores conocimientos y oportunidades. En el fondo se vuelve la mirada a los valores, a la honestidad. El progreso no es una lotería, es consecuencia de buenas prácticas.

Un afectuoso saludo a los comunicadores y periodistas en su celebración. Que en el año 2020 la comunidad crezca a través de la luz que los periodistas encienden.

Cite as

Suing, Abel. (2020, January 10). Los ciudadanos y el uso de las tecnologías de información. Zenodo. http://doi.org/10.5281/zenodo.3605799

Written by abelsuing

enero 13, 2020 at 2:35 am

Libertad de expresión para prevenir la obscuridad

leave a comment »

Cbh_ijTWwAIXCbu

Por: Abel SUING arsuing@utpl.edu.ec

La garantía para emitir y recibir información, así como para expresar libremente las ideas está plasmada en el artículo 19 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, éste derecho incluso motiva el debate sobre leyes de comunicación, es por lo tanto imprescindible para la relación entre personas y para la democracia.

Sin embargo, en la práctica debe bregarse día a día para mantener una comunicación amplia y sin barreras. Se supondría que una condición innata de los seres humanos no admite límites, y que con el apoyo de las tecnologías de información hay más y mejores oportunidades para buscar y publicar datos, noticias y opiniones, pero lamentablemente no es así.

Muchos periodistas, de casi todos los medios, privados y púbicos, han vivido restricciones o censuras, en algunos casos para no contravenir las líneas editoriales y en otros para alinearse a los dogmas de los administradores de las empresas informativas. Además, los bulos difundidos en las redes sociales han provocado alarmantes atentados contra el derecho a la vida.

Frente a este panorama queda recordar y fortalecer los compromisos deontológicos, la búsqueda de la verdad y la protección de las personas.

Parecería una reflexión continuada y un lugar común que por frecuente se vuelve inocua, y es allí donde está la génesis de la atrocidad, probablemente de los crímenes de periodistas, que en el fondo son contra la humanidad.

Hace un poco más de un año Ecuador perdió a un equipo de profesionales del Diario El Comercio, fueron asesinados por un grupo de guerrilleros en la frontera con Colombia, y casi todos los meses se conoce de más comunicadores fallecidos en el desempeño de sus labores. Cuando la violencia toca las puertas de hogares cercanos llama la atención y provoca apresuradas medidas de protección, pero cuando ocurre en lugares, aparentemente, lejanos y de forma tan frecuente se pierde la conciencia y parece ser parte de la agenda informativa.

El peligro de deshumanización está latente. Las mínimas restricciones a la libertad de expresión ocurren para proteger intereses. Los periodistas son los observadores que dan la alerta, los que cuentan historias y permiten los diálogos sociales, por ello hay que cuidar que éstos profesionales gocen de las precauciones necesarias para que anticipen de posibles épocas de obscuridad y deterioro social.

Cite as

Suing, Abel. (2019, August 20). Libertad de expresión para prevenir la obscuridad. Zenodo. http://doi.org/10.5281/zenodo.3372859

Written by abelsuing

agosto 20, 2019 at 8:27 pm

Compromiso ético digital para Ecuador

leave a comment »

Por: Abel SUING arsuing@utpl.edu.ec

El 30 de mayo de 2019 dirigentes políticos, asociaciones de prensa y plataformas tecnológicas de la Argentina firmaron un compromiso para combatir las noticias falsas en los entornos digitales. La motivación es preservar la integridad del proceso electoral cuando la posverdad acrecienta su presencia en los canales informativos que alimentan a los ciudadanos. El acuerdo logrado procura promover la honestidad y “mitigar los efectos negativos de la divulgación de contenido falso y demás tácticas de desinformación en redes sociales”.

La transparencia en los medios de comunicación es una demanda global que en 2011 llevó a constituir la Red de Periodismo Ético, una organización que promueve altos estándares en el periodismo, reúne a periodistaseditores, propietarios de prensa y grupos de apoyo a los medios de comunicación.

La Red de Periodismo Ético postula cinco principios, premisas que marcan el trabajo de los profesionales en comunicación, y pueden orientar a las personas que ejercen sus derechos a la comunicación a través del ciberespacio. Los principios son 1) verdad y exactitud, 2) independencia, 3) equidad e imparcialidad, 4) humanidad; y, 5) responsabilidad. La información, las notas, los comentarios, etc. que se difundan hablan de personas que poseen dignidad, y por lo tanto merecen ser tratadas con respeto, que lo que se diga de ellas tenga el debido sustento.

A la par de la consolidación del concepto de periodismo ético se han fortalecido las instancias de transparencia y rendición de cuentas, incluso constan en leyes. Este conjunto de instrumentos busca equidad y justas relaciones en la sociedad de la información y del conocimiento, donde uno de los mayores patrimonios es la verdad. Si un cúmulo de datos y saberes no están respaldados por hechos contrastables, por sólidas bases y por una dimensión de bienestar no serán útiles, por el contrario, serán una rémora de detiene el progreso de una comunidad.

La suscripción de un compromiso ético digital entre ecuatorianos es una acción que serviría para pasar la página de años de corrupción, donde se comprometieron valiosos recursos para el futuro de los jóvenes, es una medida necesaria para fomentar diálogos a través de las redes social con el propósito de edificar la tolerancia. Un compromiso ético digital reflejaría una tendencia y una línea referencial para fijar buenas prácticas de comunicación, el primer paso el corresponde a los ciudadanos, consiste en la verificación de los datos que publican y en expresarse con respeto y decoro en las conversaciones que lleven en el mundo virtual, así las redes sociales mostrarán nuevas y creativas iniciativas fruto de un “bien estar” en comunidad.

Written by abelsuing

junio 20, 2019 at 11:40 pm

Apuntes sobre la escritura en el periodismo andino

leave a comment »

Written by abelsuing

febrero 18, 2019 at 8:31 pm

Algunas claves para el periodismo en #Loja y #Ecuador durante 2019

leave a comment »

Imagen tomada de https://goo.gl/fGfFpf

Imagen tomada de https://goo.gl/fGfFpf

Por: Abel SUING  arsuing@utpl.edu.ec

El próximo cierre del ejercicio profesional y académico de 2018 demanda programar el próximo año sobre la base de algunas tendencias. Entre los varios escenarios posibles, deben considerarse, por lo menos, los siguientes elementos:

Exigencia de transparencia. El primer aniversario del lamentable secuestro y asesinato del equipo periodístico de Diario El Comercio será un momento de rendición de cuentas, de las autoridades de seguridad y política internacional. El pedido de transparencia en la información pública tendrá un nuevo impulso y demandará, de los medios de comunicación, un mejor aprovechamiento de los datos y de los protocolos profesionales.

La ética frente a la posverdad. En 2018 importantes bulos o noticias falsas fueron desarmados, se pudo conocer de especulaciones que fueron alentadas para favorecer a ciertos intereses; además la empresa Facebook aceptó que los datos de millones de sus usuarios fueron manejados por terceros para influir en decisiones políticas. Esto vuelve las miradas hacia el ejercicio cotidiano de la ética y la práctica constante de los valores cívicos en el periodismo.

Cambio de autoridades civiles. El primer trimestre de 2019 estará marcado por las campañas electorales para renovar alcaldes y concejales en Ecuador; serán días en que los candidatos buscarán a los medios, pero también pueden ser momentos para verificar los compromisos, para hacer una revisión de los planes de trabajo sobre la base de datos e información pública. Además, podría avanzarse en la discusión de ciertas políticas de comunicación, como la auténtica función de los medios públicos, o la distribución de la pauta publicitaria de los gobiernos locales y nacional.

La nueva ley de comunicación. El debate de la ley reformatoria a la Ley Orgánica de Comunicación avanza y probablemente el 2019 inicie con una nueva ley de comunicación, que corrija ciertos condicionamientos y controles de contenidos de la actual norma, pero que también debería promover la protección de los derechos de la comunicación en los nuevos espacios de comunicación digital que, de a poco, ingresan al Ecuador. Hay nuevas conectividades, inteligencia artificial, Internet de las cosas y un largo etcétera que parten del acceso equitativo a la red.

Cambios en las asociaciones de periodistas. Una generación de periodistas avanzó en la organización y protección de sus colegas, propuso leyes, profesionalizó a los comunicadores, buscó y brindó garantías a quienes cultivan el “oficio más bonito del mundo”, según García Marques. Está generación pretende entregar su legado a los más jóvenes. Falta que los profesionales, investigadores e innovadores en comunicación se atrevan a dar el paso, a tomar la posta y adquirir compromisos ya no solo por ellos, sino con quienes vienen luego, de no hacerlo tendrán una deuda con su historia y la del país.

La línea transversal a estos esbozos son los valores que deben impregnar al periodismo. Aunque la coyuntura y la fama fugaz sean una niebla que opaca la visión, la razón primera de la comunicación es la búsqueda de la verdad. Ojalá que en 2019 los ciudadanos aprecien la labor de auténticos periodistas.

Written by abelsuing

diciembre 15, 2018 at 2:42 am