Gestión en comunicación: investigación aplicada, extensión y servicios.

Diario de campo.

Posts Tagged ‘derechos

Autoestima y participación ciudadana

leave a comment »

Imagen tomada de https://goo.gl/Mz5tTQ

Imagen tomada de https://goo.gl/Mz5tTQ

Por: Abel SUING arsuing@utpl.edu.ec

La autoestima es la consideración, la visión que tienen de sí mismas las personas y es generalmente positiva, de acuerdo a la Real Academia Española de la Lengua. Tal como sucede a nivel individual también las comunidades deben conocerse, valorar sus fortalezas y comprender las diferencias para interactuar en sociedad; unos pueblos requieren de otros, necesitan dialogar para complementar sus carencias sobre la base de la comprensión y la empatía. Desde esta perspectiva, una subestimación o sobrestimación puede derivar en la ruptura de la comunicación y en relaciones inequitativas.

Todas las personas poseen cualidades que además de hacerlas diferentes provocan la vinculación con otros. No hay más opción que la convivencia. Lamentablemente ocurren interferencias o anteposición de intereses que alejan a las personas y a los pueblos, pero cuando existe una justa apreciación de las capacidades, las dificultades son evitadas.

La autoestima se construye a diario. Así como los ciudadanos deben educarse y cumplir con preceptos para conocer y defender sus identidades, las naciones proponen sistemas y servicios públicos en educación, seguridad y más para cultivar sus identidades y autoestima, fruto de ello hay referentes, buenas prácticas, personajes y fechas de conmemoración. Pero, ¿Qué ocurre cuando hay una mínima autoestima ciudadana?

La desvalorización del patrimonio, la dependencia, las desiguales relaciones comerciales, la ausencia de una cultura política, la corrupción, la imitación e instituciones inestables serían, en parte, consecuencia de una baja autoestima ciudadana. Quienes habitan en países en vías de desarrollo están expuestos a continuos mensajes y conceptos de infravaloración, de dependencia y tal vez mendicantes que llevan a escenarios de inestabilidad o de fatalidad al concluir que no será posible cambiar las condiciones estructurales.

Como en la metáfora de las personas, las naciones pueden y deben partir de su aceptación y de la constante recordación de sus valores y cualidades, no hay naciones buenas y malas por causas naturales, su conformación es consecuencia de los acuerdos y trabajos de sus habitantes, recordar esto es una tarea en la que pueden hacer mucho los medios de comunicación. Por otro lado, la autoestima parte de potenciar los valores que poseen las personas y los pueblos. Hay un aforismo popular aplicable: Hacer la mejor cesta con los mimbres que se tiene.

Sentadas las bases de la autoestima se podrían cuidar los frutos alcanzados a consecuencia de la decidida participación ciudadana en la gestión de los bienes y servicios públicos, de lo contrario ¿Cómo defender lo que no se aprecia? Probablemente la débil participación ciudadana y control social estén explicados en la necesidad de edificar una sólida autoestima nacional. En Ecuador no falta la arquitectura jurídica para la participación ciudadana, pero ocurre que no se ejecuta.

La participación democrática “se sustenta en principios y valores como la responsabilidad, el respeto, la tolerancia y el ejercicio de la libertad e involucra aspectos emocionales de la conducta ciudadana”, es decir, la autoestima y la participación serían las dos caras de una moneda. En paralelo a los sistemas jurídicos y legislativos deberían ir los sistemas educativos porque son los andariveles que permiten a los ciudadanos avanzar hacia mejores niveles de paz y desarrollo.

Written by abelsuing

marzo 5, 2019 at 3:28 pm

Los derechos humanos son el punto de convergencia de las ideologías

leave a comment »

Imagen tomada de https://goo.gl/srjAAk

Imagen tomada de https://goo.gl/srjAAk

Por: Abel Suing arsuing@utpl.edu.ec

Las ópticas para solucionar problemas son diferentes, como diferentes son las personas. En ocasiones, deben transcurrir varios periodos de gobiernos hasta encontrar acuerdos que permitan implementar políticas o regulaciones para atender a las comunidades. La capacidad humana para el disenso predomina sobre la cesión de posiciones y el logro de compromisos, así encontrar soluciones puede durar años, tiempo que implica costos y malestar para las partes.

La administración de los Estados está impregnada de ideologías, que desde la Revolución Francesa se dividen en propuestas conservadoras o de derecha, y progresistas o de izquierda. Estas visiones derivaron en enfrentamientos a escala global y en años de distanciamiento entre bloques de países, con el consecuente retraso y perjuicio para los ciudadanos.

Terminada la Segunda Guerra Mundial, la Asamblea General de las Naciones Unidas proclamó la Declaración Universal de los Derechos Humanos como un instrumento que propugna las condiciones mínimas de libertad y justicia que son inherentes a cada hombre y mujer. Los derechos humanos son “el reconocimiento de la dignidad inalienable de los seres humanos”. Este documento magistral, que marca la vida de las naciones desde 1948, es fruto del beneplácito de todos los pueblos del mundo, es la demostración de que las ideologías si tienen un punto de encuentro.

Vale recordar este antecedente para señalar a los líderes que la mejor gestión u oferta que hagan debe estar acorde a la Declaración de los Derechos Humanos. El político español Julio Anguita, identificado con el Partido Comunista, manifiesta que no será posible conciliar decisiones de mercado o protección a los trabajadores si priman las ideologías, porque unas irán a la protección del capital y otras buscarán la redistribución de la riqueza, pero si es posible involucrar los Derechos Humanos en los programas de los partidos, con lo cual se parte de un acuerdo que derivará a alcanzar objetivos de desarrollo humano, desde diferentes veredas.

Reconocer que hay puntos de encuentro es lo que falta en la política latinoamericana, en la política ecuatoriana y local. La continua refundación de iniciativas, la constate desinstitucionalización de los órganos de gobierno lleva a mínimos niveles de progreso.

Debería volverse la mirada a la mayor carta de navegación de la política y de desarrollo humano sustentable que fue escrita hace 70 años. Los políticos que logren traducir los mandatos de la Declaración Universal de los Derechos Humanos a planes operativos para la gestión pública de sus ciudades y países tienen garantizado un sitio importante en la vida de sus conciudadanos, se les agradecerá hacer realidad la convergencia de las ideologías.

Written by abelsuing

octubre 2, 2018 at 4:55 pm

¿Recibimos un periodismo democrático?

leave a comment »

Imagen tomada de https://goo.gl/FfKmuC

Imagen tomada de https://goo.gl/FfKmuC

Por: Abel SUING arsuing@utpl.edu.ec

Frente a algunos hechos de corrupción, violencia o tráfico ilegal que contaron con un comportamiento cuestionable y cómplice de las autoridades de control, queda espacio para indagar cómo es transmitida la información. La sociedad ecuatoriana no sale del asombro al conocer, día a día, las sutiles formas de evadir la ley, pero también sorprende que los ciudadanos no reciban el fruto de procesos continuos y bien documentados del trabajo periodístico.

Es ya una premisa generalmente aceptada que la calidad de la democracia está en función, entre otras variables, de las libertades de expresión y de prensa, éstas cumplen roles fundamentales en la construcción de las naciones porque alimentan a la opinión pública, facilitan acuerdos y ayudan a determinar prioridades en las agendas políticas, pero ¿Qué ocurre cuando no hay un flujo transparente de información a través de los medios de comunicación?

El resultado es el deterioro de la calidad de vida. Una inequitativa distribución de los recursos y fundamentalmente una depreciación de la función esencial del periodismo que, aunque parezca una utopía, es la búsqueda de la verdad. Desde esta perspectiva no hay un ejercicio amplio del periodismo democrático, aquel que en atención a las normas profesionales y deontológicas contribuye a una exposición serena, razonada y bien fundamentada de los hechos, en donde a además de indagar en fuentes verificables procura servir a la sociedad.

Sin embargo, y más allá de una visión idealista, hay condiciones que llevan a limitar el ejercicio periodístico, entre ellas los atentados, la precariedad económica y ciertas normas que devienen en persecuciones. Por otro lado, están las tecnologías de la información que permiten la relación a través de las redes sociales, con ellas los usuarios reportar con inmediatez los acontecimientos, aunque también configuran las “fake news”, relejando la verdad a la cantidad de repeticiones que un comentario reciba en Twitter o Facebook, aunque no tenga sólidas bases.

El futuro del periodismo estaría en recuperar un papel acorde a sus fundamentos, un periodismo que se defina, sin ser un pleonasmo, como democrático. Si hasta hace poco el debate fue evitar que la farándula y el sensacionalismo llenen los espacios de noticias, el reto ahora será ocupar las páginas y pantallas con hechos verificados, con historias que den más cabida a los protagonistas desde sus propias vivencias, para construir sociedades pluralistas, tolerantes y mejor informadas.

Written by abelsuing

septiembre 11, 2018 at 8:31 am

Vacaciones inclusivas 2019

leave a comment »

Imagen tomada de goo.gl/8bb72Z

Imagen tomada de goo.gl/8bb72Z

Fenece el periodo de vacaciones escolares y laborales, de 2018, en la sierra ecuatoriana. Los días de vacaciones, por lo regular, son espacios donde la mayoría de familias buscan esparcimiento, cambiar los patrones cotidianos para viajar, leer, caminar u otras actividades que compensen el cuerpo y el espíritu; en general suponen tranquilidad y seguridad para casi todos, pero no es así.

En el camino hacia una sociedad inclusiva, como lo señala el numeral 10 de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la Organización de las Naciones Unidas, que procura “para 2030, potenciar y promover la inclusión social, económica y política de todas las personas, independientemente de su edad, sexo, discapacidad, raza, etnia, origen, religión o situación económica u otra condición”, aún falta promover la cohabitación pacífica y segura de las familias.

El presidente Lenin Moreno representa a un grupo humano importante con necesidades de accesibilidad, cerca del 10% de la población, y en la gestión de su gobierno ha propuesto estrategias sociales en pro una sociedad inclusiva. Existen políticas públicas que han motivado a empresas e instituciones a adaptar sus programas para atender a personas con capacidades especiales, también se han cambiado estructuras físicas y ubicado señalética para el acceso de minusválidos, pero, además de estos avances, resta continuar en una dinámica 24/7, es decir permanente.

Ecuador no cuenta con muchas experiencias de “vacaciones inclusivas”. Las hay, pero soy pocas y mininamente difundidas. Noticias como la existencia de la Red de Turismo Inclusivo o el liderazgo de la provincia de Tungurahua como destino del turismo accesible e inclusivo en Latinoamérica no están en la agenda de los medios de comunicación con la frecuencia que tienen otras notas. Lo señalado hace evidente la necesidad de asumir la pertenencia a una sociedad diversa, de lo contrario no se llegará realmente a incluir a todos; será, como en otros aspectos, un proceso formal pero no real.

¿Cómo viven sus vacaciones las familias con personas de capacidades especiales entre ellos? ¿Encuentran lugares u ofertas de vacaciones inclusivas? ¿Hay publicidad o paquetes turísticos inclusivos? Probablemente esta escasez ha sido detectada las autoridades del ramo ya que la Organización Mundial del Turismo calcula que más de 600 millones de personas sufren algún tipo de discapacidad. Es de esperar que esta carencia se convierta en una oportunidad para que en 2019 exista mayor atención en vacaciones. Hay bases para edificar una sociedad que comprenda las diferencias y que asuma al turismo inclusivo como una marca de identidad, no solo de la ciudad de Baños de Tungurahua, sino del Ecuador.

Written by abelsuing

agosto 21, 2018 at 8:15 pm

La @SuperComEc de #Ecuador y el ejercicio del derecho a la comunicación

leave a comment »

Written by abelsuing

julio 15, 2017 at 12:14 am

¿Necesitamos a @Fundamedios?

leave a comment »

Para lograr una sociedad pluralista, diversa y participativa, como se aspiran desde diversas ópticas, son necesarias amplias corrientes de opinión. Condición sine qua non de convivencia es dialogar con los opuestos para comprender sus puntos de vista. Compartimos un territorio y poseemos iguales referentes culturales lo que no implica actuar o pensar igual, en la cohabitación debemos desarrollar el consenso para alcanzar los objetivos legítimos de cada parte, tarea para la cual es imprescindible la comunicación.

El trabajo de los medios de comunicación siempre estará sujeto a regulaciones por el poder de transmitir ideologías, pero las regulaciones no deberían impedir la libre expresión. En el desarrollo de sus actividades los medios y los comunicadores cometemos errores por acción u omisión que son más evidentes por el amplio contacto con la comunidad, ello ha derivado en aplicar criterios de mayor responsabilidad y compromiso, es necesario entonces trabajar con políticas transparentes y plurales.

No en pocas ocasiones medios y periodistas han equivocado su papel de custodios de la verdad al acercarse a quienes detentan el poder, por ese riesgo es necesaria una instancia que ayude a ver por dentro el oficio de comunicación, que nos recuerde frecuentemente que somos parte un mundo pluralista, diverso y participativo en que nadie tiene mayores prerrogativas y que estamos sujetos a un orden jurídico y político que garantiza el desarrollo armónico.

Una forma de vincular medios, periodistas y comunidad es la formación, la pedagogía en medios, que los medios hablen y aprendan de sus propios actos. En Ecuador esta tarea la realiza Fundamedios, una labor que también se multiplica en la facultades de comunicación. La Universidad recibe todas las corrientes, las opiniones, los saberes para formar profesionales que luego servirán a la sociedad.

Por su papel de vinculo, de servicio y por su labor en la formación de comunicadores la acción de Fundamedios resulta necesaria, tal vez no sea la única organización capaz de hacerlo, tal vez no lo haga siembre bien pero es una de las múltiples voces que merece el derecho a expresar lo que entiende por comunicación. No todos compartirán los criterios de Fundamedios pero la organización debe contar con un espacio para expresar su opinión y evitar un pensamiento único porque sería ir contra natura, somos diversos y en esa diversidad es nuestra riqueza.

Written by abelsuing

septiembre 17, 2015 at 2:57 pm