Gestión en comunicación: investigación aplicada, extensión y servicios.

Diario de campo.

Archive for julio 2015

Fundar y habitar ciudades en la red

leave a comment »

Así como fueron fundadas las ciudades por descubridores y conquistadores en siglos pasados corresponde hoy fundar espacios en Internet. El gran territorio virtual ofrece posibilidades para crear ciudades digitales que serán habitadas por emigrantes y nativos deseosos de identificarse e interactuar con otras personas de iguales características.

El símil con ciudades físicas sirve para señalar la necesidad de crear sitios de referencia en Internet que permitan encontrar información y que las personas se reúnan para crear y custodiar los patrimonios que edifiquen.

La constante utilización de la red, la cada vez mayor digitalización de procesos y archivos, el empleo de aplicaciones para comunicación escrita y oral, el traslado de los medios de comunicación a Internet y muchas más actividades evidencian la importancia de este medio en nuestra vidas, pero así como hay servicios positivos también suponen riesgos por la falta de identidad, la pérdida de dominio, la utilización indebida de datos y la apropiación por terceros.

Una forma de evitar los riesgos es aproximar Internet a prácticas que hagan realidad el derecho a la comunicación, es decir que permitan “una comunicación libre, intercultural, incluyente, diversa y participativa […] el acceso universal a las tecnologías de información y comunicación [y] la creación de medios de comunicación social”, entre otros fines, conforme lo señala el artículo 16 de Constitución de Ecuador, por citar un referente.

Pero no solo la carta Magna de Ecuador menciona el derecho a la comunicación, la Declaración Universal de Derechos Humanos expresa en su artículo 19 que “todo individuo tiene derecho a la libertad de opinión y de expresión; este derecho incluye el de no ser molestado a causa de sus opiniones, el de investigar y recibir informaciones y opiniones, y el de difundirlas, sin limitación de fronteras, por cualquier medio de expresión”. En ente sentido Internet permite prácticas que nos acerquen al efectivo cumplimiento de un derecho universal.

Pero no basta declarar los derechos, hay que crear la condiciones para ejercerlos, por ello la idea de fundar ciudades digitales intenta expresar la oportunidad de crear sitios que desde la cultura local permitan recursos con los cuales las personas se aproximen para multiplicar la información que derive en desarrollo.

Desde estas prácticas no estará lejano el encontrar un Ecuador digital o una “Nueva Loja” digital en la cual habitemos para además de hacer uso de servicios públicos en la red podamos coincidir y derivar en prácticas reales de mayor calidad de vida, es decir emplear la red como un mecanismo de vinculación que dé lugar a mayores y más ricas experiencias de vida.

Written by abelsuing

julio 16, 2015 at 5:16 pm

“Al infinito y más allá”

leave a comment »

Mi hijo suele repetirme que debemos trabajar como Buzz, el personaje de Toy Story, porque así iremos al “infinito y más allá”. La película animada muestra la labor en equipo de un grupo de juguetes, juntos logran metas que individualmente no alcanzarían, sus perfiles no denotan capacidades extraordinarias, entre ellos están un señor “cara de papa” anciano, un dinosaurio temeroso, un cerdo alcancía, una muñeca delicada. La moraleja de la historia es reunir los talentos de todos para alcanzar grandes metas, tal vez ese es el “infinito y más allá “ en el que aspiran habitar.

Esta lección también está presente en la tradición católica, de la mayoría del pueblo ecuatoriano. La Biblia nos recuerda la labor de Jesús al conformar su grupo de discípulos, fueron personas sencillas, pescadores, un cobrador de impuestos e incluso un revolucionario. Con ellos fundó una Iglesia que perdura más de dos mil años.

La clave parece estar en mirar ideales, tener una visión de futuro y descubrir lo mejor en cada persona. Cada individuo guarda una riqueza que puesta en común se multiplica, lo que juntos alcancen será mucho mayor que la sumatoria de resultados individuales, además conllevan la virtud de vencer temores, juntos pueden descubrir nuevas fronteras, ir más allá de protocolos y límites del conocimiento.

En la relación empresarial, de academia y política es necesario considerar estos modelos de trabajo porque además logran beneficios para la colectividad, llegan incluso a que sus práctica se conviertan en nuevos paradigmas, en nuevas formas de vinculación y cambian la configuración social hacia una mejor equidad, es como educar con el ejemplo, una “buena práctica” que es adoptada por la comunidad a partir de reconocer sus beneficios.

Sería de mucha ayuda para todos adoptar estos ejemplos de vida, como Jesús o como nos muestra la remozada historia de los juguetes, a partir de los talentos individuales unir a equipos para ir hacia metas superiores, a más beneficios y mejores días, requerimos que los líderes nos ayuden a ver la virtud del “otro” y aprovechar la riqueza que tienen, de los contrario nos estaremos anclando, sería como llevar una carga que impide avanzar.

El “infinito y más allá” está en cada uno cuando une sus capacidades al otro. Sería de gran ayuda que nuestros líderes nos permitan encontrarnos, unirnos para llegar a un nuevo país, a lugares ahora desconocidos.

También están los ejemplos de Mandela o Gandhi que sobre las heridas de sus pueblos lograron fijar metas comunes, evitaron ahondar las diferencias, mostraron que en lugar de violencia debemos luchar por nuestros ideales, en lugar de quitar la vida ellos ofrendaron sus vidas tras grandes ideales. Todos somos necesarios para cambiar nuestra sociedad, deberíamos unir nuestras virtudes, nuestras capacidades, lo mejor de cada persona para llegar un Ecuador más humano.

Written by abelsuing

julio 2, 2015 at 4:27 pm

Publicado en 2015, Ecuador, Loja, Opinión

Tagged with